Inicio > Exposición "ZAN. Te miran, te admiran" de Raana Heyrati

A partir del 13 de marzo hasta el 20 de abril en La Pantera Rossa, la artista de origen iraní Raana Heyrati, muestra su exposición "ZAN. Te miran, te admiran". La exposición, dedicada a la lucha feminista del mes de marzo y a las Mujeres, muestra veinticuatro retratos. En la lengua materna de la artista ZAN significa mujer.

La artista multidisciplinar iraní, Raana Heyrati, afincada en Zaragoza, inició su trayectoria artística en 1996, cuando comenzó a estudiar la carrera del Diseño Gráfico en la facultad de Bellas Artes de Teherán, al mismo tiempo que asistía a clases de dibujo y pintura, donde descubrió su pasión por el expresionismo a través de los artistas del principios del siglo XX.

Tras obtener el título de Diseño Gráfico en 2001, decidió seguir su camino en España, donde encontró la posibilidad de dedicarse a su carrera con mayor libertad. Desde entonces, ha organizado y participado en más de 30 exposiciones individuales y colectivas, que le han proporcionado la gran oportunidad de conocer a los artistas y profesionales de esta ciudad.

A pesar de emplear diferentes estilos de trazos y dibujos, lo que hace que su obra sea reconocible a primera vista, es la paleta de colores vivos y puros, donde los rojos, naranjas y azules, conviven en toda su intensidad, con el fin de crear personajes, escenarios y paisajes.

Respecto al objeto de las obras, aunque en los últimos años ha creado varias series inspiradas en parajes naturales, el tema que siempre ha estado presente y ha ocupado un lugar prominente en sus obras, es la figura femenina. Y de allí, gracias a la Librería La Pantera Rossa, ha surgido esta exposición dedicada al mes de marzo, y a las Mujeres, donde se expone 24 retratos de mujeres, con el título: "ZAN. Te miran, Te admiran".

En su lengua materna ZAN significa mujer. Una palabra de un carácter potente, y a la vez con distintas acepciones, un tanto contrarias. ZAN, tal y como se ve en mayúsculas (poniendo la énfasis en la N, a la hora pronunciar), puede representar a la Mujer luchadora, que cree firmemente en su potencial, y conoce a la perfección, sus derechos y sus responsabilidades frente la sociedad. Mientras que en el lenguaje coloquial, zan (con una pronunciación casi liquida) se puede referir a este segundo sexo, que siempre sigue al “primero”, y vive para él y según las normas que él impone.

Con esta premisa, los retratos de esta exposición, muestran a la Mujer que está presente. Sin más. La mujer que mira, observa, actúa, lucha, …. sufre, y en muchas partes del mundo sufre mucho, por “ser mujer”. Aún así sigue y sigue.  Sigue con actitud, hasta que consigue lo que es su derecho. Por esta razón, la miramos y la admiramos. La Admiramos por SER MUJER.