Identidades sexuales y privatización del cuerpo